El arte de la memoria en el nuevo mundo (1987)

Autor: René Taylor

Cuando allá por el siglo XVI los frailes de las ordenes mendicantes se lanzan a la evangelización de los habitantes de lejanas tierras, descubrirán que no es nada fácil difundir la palabra de Dios entre gentes extrañas: distinto idioma, distintas costumbres, distinta cultura en suma. En su cristiano propósito se ayudarán de todos los recursos disponibles, y uno de ellos será el antiguo arte de la memoria.

En ese entorno se encuadra de figura de Fray Diego Valadés, franciscano de origen mexicano que en 1579 publica, en Italia, su Rhetorica Chistiana, en la que destacan los capítulos dedicados al arte de la memoria. El propio Valadés escribe:

“Huius operis scopus erit, ut voces Dei simus, organa diuinae bonitatis, & et tubae Christi. Et ad id facilius exequendu totam Memoriae artificialis artem tam diu ab omnibus concupitam quam facillime aperiemus”

(El propósito de esta obra es que seamos pregoneros de Dios, instrumentos de su divina Bondad y clarines de Jesucristo. Y para que podamos alcanzar este fin con mayor facilidad demostraremos el arte de cultivar la memoria, apetecido por todos desde hace tanto tiempo).

Esta pequeña obra que nos ocupa de René Taylor -apenas 73 páginas- se centra en la figura de Valadés. Más concretamente, podríamos decir que se trata de un extenso comentario a los capítulos sobre el arte de la memoria que encontramos en la obra del fraile franciscano. Así, a lo largo del libro el autor va desgranando el contenido de estos capítulos, teorizando sobre sus aciertos y defectos, posibles fuentes, ideas originales, etc.

No se trata de una obra erudita de estas que analizan hasta la extenuación cada ínfimo detalle, más bien al revés, incluso pudiera ser demasiado ligera; por ejemplo, se echa en falta algún dato biográfico que pudiera justificar la intención del autor en tal o cual apartado.

En tanto que Valadés no es demasiado original, la obra de Taylor bien pudiera tomarse como una introducción a los tratados de mnemotecnia que circulaban en Europa durante el siglo XVI, pero con la perspectiva de la mnemotecnia como herramienta de evangelización. Algo así como un capítulo de la conocida obra de Frances A. Yates, pero en versión light.

NOTA: Para un conocimiento mucho más profundo de la obra mnemotécnica de Valadés, recomiendo el título Mnemosine novohispánica de Linda Báez Rubí.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s